En un presente pasado

Llama el pasado a una puerta de desventura,

la cruza y la cierra en un presente melancólico.

Baja las persianas y sopla las velas.

Rompe los cerrojos y nos deja sin salida.

No sabemos escapar, nadie nos entiende,

nadie nos abraza, nadie sabe dónde estamos.

Devoramos los instantes,

detenemos los relojes.

A través de la mirilla

se cruzan nuestras vidas.